Vivir el presente

vivir el presenteborder=¿Sabes cómo vivir el presente? En la actualidad vivimos en un mundo cargado de estrés, decenas de preocupaciones inundan nuestra cabeza, tanto pasadas como futuras. Trabajamos diariamente con el objetivo de vivir mejor en un futuro, pero ¿estamos viviendo adecuadamente el presente? Se aprende a vivir el presente una vez que se deja de lado el pasado y la obsesión por estar en otra situación en el futuro. Ésto no quiere decir que no pensemos en el pasado ni en el futuro, sino que debemos confiar en nostoros mismos, centrarnos en el ‘ahora’ siendo consciente de a dónde queremos que se dirija nuestra vida.

Seguro que en más de una ocasión te has planteado el ritmo que lleva tu vida y si de verdad estás aprovechando el momento como deberías. ¿Quieres aprender a vivir mejor el presente?
vivir el presenteborder=Evidentemente todos vivimos en el presente, pero no todos tenemos nuestros pensamientos en el mismo sitio. Uno de los grandes problemas de la sociedad en la actualidad es el deseo de estar en otro momento, sin prestar atención a vivir el presente.

Pasado

El pasado nos sirve para aprender y construír lecciones que nos sirven para vivir mejor el presente. Estar constantemente mirando al pasado, por doloroso que sea, solo nos perjudica ya que nos impide vivir plenamente el presente. Vive el presente y utiliza toda esa energía para conseguir lo que realmente quieres. Ante el pasado no podemos hacer nada y los recuerdos desgastan una energía para que devería utilizarse para vivir el presente.

Futuro

Nos pasamos la vida esperando a que algo suceda, algo que nosotros queremos. Tener deseos es positivo, pero en muchas ocasiones ese deseo de que suceda algo es el rechazo por la vida que estamos viviendo en el presente. Debemos centrarnos en el ahora, es el único momento que tenemos para conseguirlo!

Una de las claves para vivir el presente es ser consciente de que realmente quieres vivirlo y por lo tanto, debes ser agradecido y estar satisfecho con la situación que tienes ahora, sin crear una realidad que solo existe en nuestra mente. Creando realidades futuras gastamos una cantidad de energía innecesaria que podemos focalizar en vivir el presente. En vez de esperar sentado a que pase algo, levántate reconoce tu situación y acéptala!

Vivir el presente

La vida no es el pasado ni el futuro, sino el ahora. Recuerda que el presente es cada minuto que respiramos, cada minuto que reímos y por lo tanto, que vivimos.

Cada vez que te encuentres anclado en el pasado o preocupado por tu futuro recuerda la expresión de Virgilio Tempus Fugit. Cada minuto de tu vida que pasa es un minuto irrepetible y una vivencia que no vas a volver a tener nunca más.

El poder de disfrutar de tu vida está en el ahora, no en el pasado ni en el futuro. Conviértete en observador de ti mismo y escucha tus deseos, tu humor, tus sentimientos. Tú tienes en el presente la posibilidad de crear, de amar y de hacer realidad tus sueños.

Cuanta más atención prestes a vivir tu presente más energía focalizas en él. Permaneciendo más conectado y viviendo el ahora llegarás a la plenitud de tu momento presente.

¿De qué forma tratas tú de vivir el presente?

 

 

Deja tu comentario